Sanidad impulsa y refuerza la Atención Primaria con mejoras en personal, equipamiento e infraestructuras en el marco de la ‘Estrategia +AP’

  • La ‘Estrategia Integral de Atención Primaria y Comunitaria 2022-2023 de Canarias’ contempla una inversión de 59,4 millones de euros y la contratación de 774 profesionales sanitarios y no sanitarios durante este año y el próximo

El consejero de Sanidad del Gobierno de Canarias, Blas Trujillo, informó en el Parlamento regional de las medidas implantadas en las áreas de Atención Primaria de las islas en el marco de la Estrategia Integral de Atención Primaria y Comunitaria 2022-2023 de Canarias +AP, que cuenta con una inversión total de 59,4 millones de euros para impulsar y reforzar los servicios que prestan a la ciudadanía los centros de salud y los consultorios locales de las islas.

La Estrategia +AP, desarrollada por el SCS en colaboración con las sociedades científicas y Asociaciones de Profesionales de Atención Primaria, como Socamfyc, Semergen, y las sociedades canarias de pediatría Apap y Sexpal, entre otras, supone una apuesta firme por avanzar en la mejora de la asistencia sanitaria y en los recursos para los profesionales.

De esta inversión global, casi 31,2 millones de euros se destinan a la contratación de un total de 774 nuevos profesionales durante entre este año y el próximo, lo que permitirá incorporar, entre 2022 y 2023, a nuevos trabajadores de las categorías de Medicina de familia, Pediatría, Enfermería, matronas, Auxiliares de Enfermería, Auxiliares administrativos, Trabajo social, Farmacia, Fisioterapia y Psicología clínica, entre otras.

Impulso a la Atención Primaria 

“La Estrategia +AP concibe la Atención Primaria como eje vertebrador del sistema sanitario, modelo de cohesión social que ha de ser integral ya que da atención al ciudadano durante todas sus etapas vitales, y que debe facilitar al máximo la accesibilidad al sistema, ser proactivo, sostenible en términos económicos y de salud, y comunitario para detectar las necesidades de la población en cada zona básica de salud”, explicó Trujillo.

Además, incidió en que las medidas que contempla esta estrategia se centran en reorientar el modelo asistencial haciéndolo más accesible para los pacientes, al reforzar el número de profesionales y ampliar los servicios que se prestan a la ciudadanía en los centros de salud del archipiélago.

Para ello, además de las partidas previstas para la contratación de nuevos recursos humanos, la estrategia contempla 16,2 millones que irán destinados a nuevos servicios y equipamiento y 12 millones de inversión en la rehabilitación y ampliación de los centros de salud y consultorios.

Incremento de los servicios

El consejero explicó que desde que se pusiese en marcha +AP el pasado mes de abril, se han puesto en marcha en los centros sanitarios de Atención Primaria servicios clínicos, se han incorporado nuevos profesionales, se han adquirido equipos para incrementar la capacidad diagnóstica y se contemplan mejoras en las infraestructuras. 

Así, para mejorar la atención a la salud mental y promover que los tratamientos psicológicos sean accesibles desde Atención Primaria se ha implementado el servicio de Psicología en este nivel asistencial. “Se ha iniciado el pilotaje del servicio de Psicología en Atención Primaria en 26 Zonas Básicas de Salud, con la incorporación progresiva de hasta 21 profesionales en el año 2022, teniendo previsto continuar posteriormente en el 2023 con otros 19 profesionales más”, anunció Trujillo.

Por otro lado, este año se ha realizado una firme apuesta por impulsar la atención fisioterápica desde Atención Primaria con la implantación de la figura del fisioterapeuta en los centros de salud, previendo incorporar 22 profesionales en 2022 y otros 22 a lo largo de 2023. Desde la puesta en marcha de este proyecto piloto en 16 Zonas Básicas de Salud se han generado 2.956 derivaciones del profesional de Medicina de Familia al fisioterapeuta ofreciendo al paciente una atención individual o grupal, según el proceso clínico a tratar.

El consejero también explicó que se está trabajando para recuperar a la enfermera referente del paciente, por lo que se entre 2022 y 2023 se incorporarán 149 profesionales de Enfermería para lograr que cada Unidad de Atención Familiar esté conformada por un médico y una enfermera.

+AP también incluye la puesta en marcha del proyecto Reconecta que contempla la captación y seguimiento de pacientes crónicos y vulnerables que requieren una valoración integral de su salud por su alta complejidad clínica. Esta iniciativa afecta aproximadamente a 5.000 pacientes que están siendo citados ya por su enfermera para una valoración inicial y petición de pruebas diagnósticas, si procediera, sin necesidad de que el paciente tenga que pedir cita para ello.

Mejoras en la gestión hasta 2023

La Estrategia +AP contempla medidas encaminadas a mejorar los trámites administrativos y de gestión clínica. De esta manera, se están han implementado mejoras en la agenda diaria de los profesionales que permite una mejor gestión y flujo de la demanda mediante la reorientación en la gestión del tiempo en la actividad asistencial.

En el ámbito administrativo, se trabaja para reforzar e impulsar el trabajo que desarrollan las unidades administrativas de los centros de salud y consultorios. Para ello, se han contratado ya a 70 nuevos auxiliares administrativos y 20 nuevos técnicos especialistas en documentación sanitaria. “Con ello se incrementará la gestión de diferentes modelos de agendas y se reforzará la atención directa al paciente y se avanzará hacia una desburocratización de las consultas sanitarias”, matizó el consejero.

También se trabaja para que, antes de que termine 2023 estén implementados tanto el servicio de videollamada en las consultas de Medicina de familia como la e-consulta entre profesional y paciente mediante un sistema de mensajería para compartir documentos e imágenes y las aplicaciones para el control y seguimiento de los pacientes que incluyen notificaciones al usuario, generación automática de citas sucesivas de revisión y notificación de resultados de pruebas complementarias, entre otras.

Mejoras en el equipamiento e infraestructuras

Paralelamente, se han ido incorporando a los centros de salud equipos técnicos que permiten mejorar la capacidad diagnóstica de los centros de salud, lo que agiliza la toma de decisiones e incrementa el diagnóstico precoz de determinadas enfermedades. Así, se han adquirido ecógrafos y dermatoscopios que mejoran el diagnóstico y seguimiento de pacientes.


Además, el SCS tiene en marcha más de 40 actuaciones relacionadas con las infraestructuras sanitarias, que van desde la redacción de proyectos hasta la ejecución de obras de construcción de nuevos centros, de reforma o de ampliación.

Te puede interesar

Sanidad pilota en todas las islas el proyecto de continuidad de cuidados del paciente tras el alta hospitalaria

El programa AP_Cuida2 busca facilitar la continuidad asistencial en pacientes dados de alta tras un …

El ICHH recuerda la importancia de mantener los niveles de donación de sangre durante el verano

Se puede acudir a donar tanto a los puntos itinerantes como a las salas fijas …