La poda del palmeral de Valle Gran Rey por parte del APMUN permitió su restauración paisajística y la formación de 20 operarios

poda de palmeras en VGRLos trabajos de poda del palmeral de Valle Gran Rey, realizados en fecha reciente por la Agencia de Protección del Medio Urbano y Natural (APMUN) y el Cabildo de La Gomera, han servido para la restauración paisajística de la zona y para la formación especializada de veinte operarios. Durante los cinco meses en los que se desarrollaron las actuaciones se podaron 2.634 palmeras y se recogieron 2.520 estéreos de restos vegetales, la mayoría destinados a aprovechamiento agrícola. Por su parte, el curso teórico-práctico sobre poda de palmeras incluyó formación para una idónea manipulación de productos fitosanitarios, prevención de riesgos laborales y primeros auxilios, además de capacitación específica para el rescate en altura.

 El director ejecutivo de la APMUN, Emiliano Coello, ha valorado muy positivamente estos trabajos de restauración ambiental, destacando cómo la colaboración entre las administraciones permite rentabilizar los recursos, realizando actuaciones importantes que generan actividad económica en la isla y que también redundan en la protección ambiental del territorio mediante acciones preventivas. Coello subrayó asimismo la importancia de la formación y la capacitación específica para la poda y la realización de trabajos en altura, de cara a la mejora de las expectativas laborales presentes y futuras de los trabajadores.

 “Mediante la eliminación de los restos de hojas quemadas que aún quedan en la copa, se propicia el crecimiento de otras nuevas, vigorizando a la palmera para una óptima recuperación”, según señaló el director ejecutivo de la APMUN.

 El incendio de agosto de 2012 afectó a un área de palmerales de 185 hectáreas, de las cuales gran parte se localiza en la cuenca de Valle Gran Rey. La palmera canaria (Phoenix canariensis) es una especie protegida y se considera símbolo natural de las Islas Canarias. En La Gomera la palmera forma parte del paisaje de las medianías, en barrancos y bancales, pero además en Valle Gran Rey se le añaden valores culturales de aprovechamiento agrícola, debido a la extracción del guarapo para obtener la miel de palma, un producto exclusivo de la isla, y por el uso de sus restos vegetales para cestería, leña o cama ganadera, entre otras utilidades. Constituye además un gran atractivo turístico.

 Estos trabajos de restauración ambiental, por importe de 320.000 euros, han posibilitado la contratación de trece operarios y técnicos, en el marco de un convenio de colaboración entre Cabildo de la Gomera y APMUN. Las acciones ambientales tuvieron lugar asimismo en los municipios de Alajeró, San Sebastián y Vallehermoso, por lo que el número de trabajadores contratados ascendió a 31 en total. En Vallehermoso las actuaciones permitieron la eliminación de cañaverales, mientras que en el caso de San Sebastián y Alajeró se centraron en la eliminación de material vegetal altamente combustible.

 Estas actuaciones se enmarcaron dentro de los programas de la APMUN para la protección, restauración o mejora del territorio de las administraciones consorciadas, habida cuenta de que la prevención constituye de los principales ejes de trabajo de la APMUN.

Prensa Apmun

Te puede interesar

Iniciativa por La Gomera (IxLG): “Vallehermoso mantiene unos presupuestos que perpetúan su crisis”

La formación política a través del concejal no adscrito y militante de Iniciativa por La …

La artesanía gomera participa desde este sábado en la XXXVII feria regional del sector

El Cabildo de La Gomera acude a la muestra que se celebra en el Recinto …

Translate »